EN LA MIRA

EN LA MIRA

- in En la Lengua De..., Lo mas cabron
125
0

Por: SILVERIO QUEVEDO ELOX

Rogelio “N”, juzgado por dos mujeres.

La detención del perredista Rogelio “N”, quien fungiera como secretario de Gobierno durante el bienio de Miguel Ángel Yunes Linares fue un golpe certero, algo así como un “terremoto” para la alianza Veracruz Va entre rojos, azules y amarillos a tal grado que hasta el domingo apenas estos últimos habían fijado una postura al respecto.
Fue este lunes que de manera tibia y en forma velada se sumó el partido tricolor en voz de su dirigente, Marlon Ramírez. Pero esa es historia aparte.
La captura del ex funcionario en el bienio de Miguel Ángel Yunes Linares provocó un frenesí poco visto últimamente en redes sociales, donde circularon versiones encontradas respecto a un presunto amparo y hasta –en un principio- que el hecho era un “borrego”, por lo que la Fiscalía General del Estado (FGE) difundió un pertinente comunicado para afianzar lo acontecido.
La historia es larga y antes de lo vivido el “Sabadaba” el último antecedente fue en marzo de 2020, cuando la madre de sus hijas publicó videos en su cuenta de Facebook en los que señaló que fue amenazada de muerte por Franco para que no lo denunciara.
“Cuando fuiste mi marido, mi esposo ante la sociedad, éramos familia, y tan familia éramos que a pesar de las aberraciones que tú cometías conmigo, yo tenía que -por amenazas tuyas y por ver a mis hijas cómo lloraban porque tú siempre las has chantajeado- quitar esas denuncias que yo ponía en el Face del sufrimiento que yo pasaba a tu lado”, reveló.
“No podía ir a ninguna instancia a interponer mi queja porque no podía defenderme legalmente, ¿Cómo lo iba a hacer si tú eras el segundo al mando del Gobierno del Estado de Veracruz? ¿Si el Fiscal en turno (Jorge Winckler) era tu muy amigo? ¿Dónde te iba yo a denunciar?”.
Por eso la Policía Ministerial ejecutó una orden de aprehensión para que responda por las acusaciones de violencia familiar en su contra como lo refiere la carpeta de investigación UIPJ-1/DXI/FE2/522/2021 del índice de la Fiscalía Especializada en la Investigación de Delitos de Violencia Contra la Familia, Mujeres, Niñas, Niños y Trata de Personas.
Pero el delito de Violencia intrafamiliar no será el único ante el que tenga que comparecer el ex dirigente estatal del partido del “Sol Azteca” sino que también será llevado ante un juez por ultrajes.
Y es que Policías Ministeriales ejecutaron la detención y se presume que Rogelio “N” probablemente agrediera de manera física y verbal a un elemento de la corporación que solo cumplía con su deber.
Lo qué tal vez no sabía Rogelio “N” es que apenas el pasado jueves, los diputados locales sesionaron y lo hicieron por partida doble en el mismo día, primero en una sesión ordinaria de la comisión permanente y también en un periodo extraordinario, en el que se reformó el Código Penal del Estado de Veracruz.
Justo ahí hubo una modificación al Artículo 371 que a la letra señala: “Se impondrán de siete a quince años de prisión… a quien amenace o agregada a un integrante o elemento de alguna institución de Seguridad Pública municipal o estatal en el momento de ejercer sus funciones o con motivo de ellas”.
De manera que solo se complicó el panorama porque Rogelio “N” quien además había sido confirmado por su partido como inminente diputado plurinominal hace apenas unos días, inició un calvario en el terreno legal. Y es que primero deberá enfrentar el asunto de ultrajes a la autoridad que, tras haberse publicado en la Gaceta Oficial del Estado ese mismo jueves, surtió efecto casi de manera inmediata.
Por ende, casi se podría asegurar que el ex funcionario estrenó ésta nueva modalidad de delito recién salido del horno.
Algo que también se le olvidó a Rogelio “N”, acusado de golpear a su ex esposa, es que serán dos mujeres quienes podrían hacerlo pasar un buen rato en prisión tomando en cuenta que el poder legislativo y la Fiscalía General de Justicia están encabezadas por dos féminas.
GOLPE NO ES AL PRD, SINO AL CLAN
La estructura del partido del Sol Azteca en Veracruz es casi imperceptible, no tiene peso, más bien es casi fantasma. Por ello este golpe político no afecta a un casi desaparecido PRD, pero sí pega a sus operadores cercanos, a los que aún podrían darle presencia en la alianza política PAN, PRI Y PRD previo a estas elecciones preguntándose: Y ahora qué sigue?
También le llega al clan de los Yunes que tanto cobijaron a Rogelio Franco y seguían viéndose como aliados. O será acaso un manotazo en la mesa para evitar más injurias y diatribas contra el gobernante en turno?
MUY EN CORTO
EL TIMORATO MARLON RAMIREZ. Miedo de Morena a perder la mayoría en el Congreso, y a que “refrenden triunfos en municipios que hoy no gobiernan” (algo que no queda muy claro lo que quiso decir) fue parte de la postura del dirigente del PRI en el estado, Marlon Ramírez para referirse a lo que está haciendo este partido o quienes están en el poder en base a los “acontecimientos recientes en el estado, y el presunto exhorto y Acuerdo emitido hoy por el Gobierno del Estado de Veracruz, a prácticamente ochenta días de la jornada electoral”.
Más bien parece que el miedo no anda en burro, y el líder del tricolor, o anduvo cantinfleando o quiso decir algo sin quererlo decir del todo, o sus asesores que le armaron el comunicado sobre la postura del CDE del PRI no supieron redactar.
Durante el primer evento público de los dirigentes integrantes de la alianza “Veracruz Va”, “desde Papantla, ”le decimos al resto de Veracruz, y al Gobierno, que revisen lo que están haciendo, más allá de las 24 mil bardas que tienen pintadas con su famosa Cuarta Transformación”, dijo Marlon Ramírez sin especificar a lo que se refería en un tibio y dubitativo comunicado de su partido expedido ayer vía redes sociales.

Deja un comentario